Es un procedimiento terapéutico, innovador, externo, no invasivo, no medicamentoso, no térmico, en el que empleando un rayo láser frío en zonas especificas del cuerpo se activa la producción de endorfinas, cuya presencia en nuestro organismo ayuda a bloquear la ansiedad, y promueve la sensación de bienestar, de esta manera este tratamiento se convierte en una ayuda efectiva para los pacientes que han tomado la decisión de abandonar la compulsión por comer, la adicción a la nicotina y el manejo del estrés excesivo 


.